Trastorno Facticio

TRASTORNO FACTICIO
 
Criterios diagnósticos.
Trastorno facticio aplicado a uno mismo.
  1. Falsificación de signos o síntomas físicos o psicológicos, o inducción de lesión o enfermedad, asociada a un engaño identificado.
  2. La persona se presenta como enfermo, incapacitado o lesionado
  3. Evidente el comportamiento engañoso
  4. Este comportamiento no se explica por otro trastorno mental.
Episodio único.
Episodios recurrentes (2 o más falsificaciones de enfermedad o inducción de lesión.
Cuando una persona falsifica una enfermedad en otro individuo el diagnóstico es de trastorno facticio aplicado a otro. El diagnóstico se le aplica a quien lo hace, a quien se lo hace se considera maltrato.
Características diagnósticas.-
La principal característica es la simulación de signos y síntomas médicos o psicológicos en uno mismo o en otros, asociada a  engaño identificado. Pueden buscar tratamiento después de provocar la lesión o enfermedad, para sí o para otros.
El diagnóstico requiere que la persona está haciendo acciones subrepticias para tergiversar, simular o causar signos o síntomas de enfermedad o de lesión en ausencia de recompensas obvias.
Falsifican la enfermedad con exageración, simulación e inducción, aunque puede existir una enfermedad previa, el comportamiento engañoso o la inducción de lesiones unidas a la simulación con la finalidad de que les consideren a ellos o a otros más enfermos provocando una intervención médica excesiva.
Estas personas pueden alegar depresión por pérdida de un ser querido aunque no sea verdad, o convulsiones, mareos, pérdida de conocimiento, manipular pruebas de laboratorio, falsificar registros médicos, ingerir sustancias tóxicas o lesionarse físicamente.
Las personas que tienen este trastorno pueden tener sufrimiento psicológico o deterioro funcional por los causados. Los que les rodean a veces también sufren las consecuencias
Este trastorno tiene similitud con trastornos por uso de sustancias, conducta alimentaria, control de impulsos, pedofilia. Algunos trastornos facticios pueden representar un comportamiento criminal, dicho comportamiento y la enfermedad mental no son mutuamente excluyentes.
Prevalencia.-
Se cree que el 1% de los pacientes ingresados pueden presentar este trastorno, a veces desconocido por la carga de engaño que conlleva.
Desarrollo y curso.-
Este trastorno se presenta de forma intermitente. Los episodios únicos son menos frecuentes. Se presenta en la edad adulta temprana, a veces después de un ingreso hospitalario por problemas médicos o mentales. En los casos recurrentes, pueden llegar a permanecer toda la vida.
 
Diagnóstico diferencial .
Los cuidadores mienten sobre lesiones por abuso de personas dependientes a su cargo para protegerse de responsabilidad no se diagnostican de este trastorno. También mienten de la supervisión, análisis de los registros médicos y entrevistas  por su propia autoprotección y se diagnosticarían de trastorno facticio impuesto a otro.
Trastorno de síntomas somáticos.-
Puede haber atención médica excesiva en búsqueda de posibles tratamientos pero no hay evidencia de engaño.
Simulación de enfermedad.-
Se diferencia en que en está hay intencionalidad de obtener beneficios personales.
Trastorno de conversión.-
Se diferencia porque en el trastorno facticio hay evidencia de la falsificación engañosa de los síntomas.
Trastorno límite de la personalidad.-
La diferencia es que en el trastorno facticio la inducción de lesiones de produce en asociación con el engaño.
Enfermedad médica o trastorno mental que no se asocia con la falsificación intencional de síntomas.-
El diagnóstico de trastorno facticio no excluye la presencia de una verdadera afección médica o de un trastorno mental.

 

Un pensamiento en “Trastorno Facticio”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *